Humanos serafines

La intercesión en la gracia regia de las damas de palacio desde Góngora a los poetas cortesanos.

  • Rafael Castillo Bejarano Saint Lawrence University

Resumen

Los nuevos usos en la cultura cortesana del reinado de Felipe III provocaron una alta demanda de productos artísticos de creación de imagen que a su vez constituyen una vía de comprensión de dichos cambios. Así ocurre con algunos poemas de Góngora dedicados a las damas de palacio. De particular significación es la insistencia en describir a las damas como serafines, inmediatamente adoptada por poetas cortesanos como Bartolomé Leonardo de Argensola o Antonio Hurtado de Mendoza para referirse antonomásticamente a las damas de la reina. Los poemas de Góngora y sus imitadores cifran frívolamente las esperanzas de medro cortesano a partir del congraciamiento o el galanteo con las damas de la reina, metamorfoseadas en selecto colegio de humanos serafines y codiciadas presas de altanería erótica, que transmiten en forma de mercedes dotales, cargos y títulos la gracia regia a sus servidores.

Publicado
2018-11-30